¿Cuál es el mejor carbón para barbacoas?

Disfrutar de una barbacoa con los amigos o con la familia es uno de los mayores placeres que tenemos al alcance. En cuanto llega un día de sol, una comida a la brasa siempre sabe mejor. Pero para poder disfrutar de una buena parrillada hay que comenzar por tener el mejor combustible para la barbacoa.

Dominar el fuego de una barbacoa no es fácil, por eso hoy os queremos compartir algunos trucos, con los que dominarlo. ¡A disfrutar!

¿Barbacoa o Parrilla?

Antes de nada, hay que diferenciar entre barbacoa y parrilla: una buena barbacoa debe de tener su correspondiente tapa, y todo lo que no lleve tapa es una parrilla. Las de obra, en general, son parrillas y no barbacoas.

La barbacoa nos da la opción de que, según coloquemos las brasas, ésta se convierte en un horno de brasa cuando colocamos la tapa.

En materia de seguridad, las barbacoas (las de tapa) son mucho más seguras que cualquier parrilla, ya que al disponer de tapa las brasas se apagaran solas, frente a una parrilla, en la que deberíamos apagarlas con gran cantidad de agua, pues el fuego nunca se puede abandonar estando encendido.

La superficie donde se cocina, la parrilla, puede variar en sus formas, diámetros y materiales, como el acero o el hierro. Si nos decantamos por una parrilla de ladrillos fija, de obra, conviene que esté cerca de la casa para tener todo a mano. También hay que tener en cuenta el humo y ubicarla donde el viento no lo meta en casa, y contar con un punto de luz, para cocinar por las noches.

Tipos de carbón

Existen muchos tipos de carbón, pero básicamente todos se pueden clasificar en dos clases muy concretas, el carbón mineral, que sirve únicamente para producir calor y actualmente está en deshuso por su alto grado de contaminación y el carbón vegetal, cuyas características nombramos a continuación:

  • CARBÓN VEGETAL

Se produce mediante la carbonización de leña, donde la leña y otros residuos vegetales se calientan en un horno a temperaturas que oscilan entre 400 y 700°C, en ausencia de aire. Con ello se elimina la mayor parte de agua y se consigue elevar el poder calorífico de la leña que oscila entre 12.000 y 21.000 kJ/kg, haciendo que el carbón vegetal llegue a valores de entre 29.000 y 35.000 kJ/kg.

El carbón vegetal es biomasa vegetal, ya que no contamina y es ecológico, además es ideal para las barbacoas, restaurantes y asadores, ya que produce mucha brasa, buena y consistente.

¿Cómo reconocer la calidad del carbón?

El carbón vegetal también se puede clasificar por su calidad, ya que no todos los carbones vegetales son igual de buenos. Existen muchas diferencias dependiendo de la forma en que se fabrica y la materia prima que se utiliza.

Un carbón de calidad puede diferenciarlo por las siguientes características:

  • Durabilidad: dura mucho tiempo encendido, y cuanto más dura más económico resulta y además da menos trabajo, porque no se tiene que ir añadiendo carbón constantemente a la barbacoa.
  • Sabor: el carbón de calidad deja un sabor especial en las carnes, pescados o cualquier tipo de alimento que se cocine con el.
  • Poder calorífico: El poder calorífico a de ser elevado, porque si no lo es hace que los alimentos se cuezan en vez de asarse.
  • Peso: un carbón de calidad pesa mucho más que uno de baja calidad, esto lo podemos ver con el volumen, por ejemplo una bolsa de 3 kg de carbón de calidad ocupa la mitad de espacio que una bolsa de 3 Kg de carbón de baja calidad.

Cómo encender el fuego

Encender el carbón es un proceso sencillo pero muy importante para el resultado final de la barbacoa. No debemos usar nunca productos como pastillas o líquidos inflamables que van a aportar al carbón y a la barbacoa un fuerte olor a queroseno.

Siempre debemos encender el carbón con sistemas como los portabrasas o los encendedores eléctricos que no producen humo y encenderán la barbacoa de forma rápida y cómoda. El uso de piñas o pequeñas astillas de madera es también adecuado pero más lento que con los encendedores eléctricos.

El toque TOP en una barbacoa, puede ser este. Quemar, junto con las brasas, y justo al poner los alimentos, hierbas aromáticas como tomillo, albahaca, romero, laurel, etc… que aromatizarán todo, y harán que tengan un sabor muy especial.

¡Poner la carne en el asador!

La elección de los cortes o del animal a cocinar dependerá tanto del gusto del anfitrión como del presupuesto que queramos destinar.

La barbacoa desgrasa las carnes manteniendo los jugos y sabores en su interior como ningún otro sistema de cocción. Las grasas, al caer sobre las brasas, generan ese aroma característico que hace que la carne resulte espectacular.

En The Butcher Society te ofrecemos gran variedad de cortes para tus Barbacoas, en nuestra tienda online podrás escoger entre carne fresca y dry-aged de razas como Retinta, Rubia gallega, Frisona.

Deixa un comentari